¿Cómo desinfectar las escuelas?

Noticias
89 Vistas

Compartir Artículo:

En los últimos años, la preocupación por los contagios con virus infecciosos ha crecido exponencialmente, en especial en aquellos espacios cerrados en donde su propagación es fácil, rápida y afecta a una población que, por distintas circunstancias, resultan más vulnerables a un posible contagio; uno de estos focos de alerta son las escuelas y es la razón por la que se han implementado diferentes estrategias, entre ellas el humidificador industrial, para desinfectar y disminuir las enfermedades en los niños.

En el artículo de hoy conocerá de qué manera desde la limpieza, sanitización y desinfección que otorgan los humidificadores es posible prevenir el contagio de gripes y demás infecciones virales que se propagan con facilidad entre los niños en la escuela y pone en peligro su calidad de vida, la de sus profesores y familiares cercanos con comorbilidades.

1. Conocer las diferencias entre limpieza, desinfección y sanitización

Acabamos de mencionar estos tres conceptos por separado, aunque algunas personas consideran que son sinónimos; la realidad es que se trata de estrategias distintas que persiguen el mismo objetivo: reducir el porcentaje de infecciones por virus. Es importante conocer sus diferencias puesto que de este modo tendrá la posibilidad de escoger la herramienta indicada:

Limpieza

Esta se enfoca en quitar los gérmenes, suciedades e impurezas que, si bien no en todos los casos producen infecciones virales, si promueven la reproducción de estos seres y por ende propician focos de infección. Además, muchos niños son alérgicos a agentes como el polvo, los cuales generan alergias que bajan sus defensas y les impide defenderse de las enfermedades del entorno.

Este proceso funciona al erradicar con agua y jabón los gérmenes que se acumulan en las superficies y asegurándose de que no se den las condiciones para que vuelvan a aparecer, entre ellas, el control de la humedad relativa en el ambiente.

Desinfección

En esta etapa se matan los gérmenes y virus del ambiente; en este punto se pueden realizar dos acciones: la primera es implementar químicos que, si bien son efectivos, generan efectos secundarios en los niños, además de que promueve la evolución y resistencia de los agentes infecciosos.

Por otro lado, es posible alterar las condiciones ambientales del entorno para que no se puedan reproducir con tanta facilidad los detonantes de la enfermedad y de esta forma erradicar paulatinamente los virus.

Sanitización

En este proceso lo que se busca es disminuir el número de gérmenes a un nivel estable en el que se genere el menor porcentaje de contagios posible; lo cual requiere de herramientas como el humidificador sanitizante, con el que se reduce el riesgo de infección.

Estos procesos no deben verse a modo de alternativas diferentes sino como procedimientos que se complementan entre sí y le permiten mantener seguros a los estudiantes y profesores de la escuela.

2. Realice estos pasos con frecuencia

Es común que las escuelas realicen estos procesos de erradicación de gérmenes y virus cada mes o incluso trimestre; de hecho, es normal presenciar casos que los hacen anualmente, lo cual no es correcto puesto que genera brechas de oportunidad para que las infecciones se propaguen y alteren el estado de salud de estudiantes y profesores. Por ello recomendamos que al menos diariamente se realice la limpieza de las superficies más tocadas como pupitres, puertas o grifos.

Además, le recomendamos que mantenga el humidificador industrial funcionando todo el año, de forma que sin importar las condiciones climáticas (si son más secas o frías), se esté en un nivel de humedad relativa estable y así nunca se den las circunstancias ideales para que los virus se propaguen en el ambiente y generen enfermedades graves.

3. Siempre limpie con agua templada

Una forma efectiva de erradicar las impurezas de las superficies es enjuagarlas con agua a temperatura superior a la del ambiente, puesto que de esta manera la suciedad y los gérmenes se disuelven más fácil y sencillo de desinfectar.

Para conseguir esto sólo debe instalar un equipo que logre calentar el líquido de manera inmediata y económica; por el tamaño de la instalación, recomendamos un calentador industrial, de forma que tenga la posibilidad de distribuirse por varias tuberías a lo largo del edificio.

Así mismo, si su institución tiene un compromiso con la protección del medio ambiente y desea reducir los gastos operativos posee la oportunidad de instalar el calentador solar, con el cual obtener este recurso sin gastar gas o electricidad y promoviendo el aprovechamiento de las energías renovables.

4. Adquiera equipos de alta calidad

Tanto el calentador como el humidificador industrial deben ser de la máxima calidad y ser de marcas reconocidas y comprometidas con la seguridad de sus usuarios; de esta forma, los equipos trabajarán sin problemas todo el año y los fallos serán mínimos a lo largo de la operación. Recomendamos a H2O TEK, puesto que está comprometida con la innovación y funcionalidad de cada uno de sus dispositivos.

Si desea conocer más información del humidificador industrial y otros equipos, únicamente deberá contactarse a través de la línea telefónica (800) 942 6835 o escribiéndonos al correo electrónico info@h2otek.com a nivel México o al inti@h2otek.com en los demás países.

Tags: , , ,

Artículos Relacionados

Menú