Sistemas humidificadores industriales para cuidado y ahorro en todo tipo de procesos empresariales

Noticias
209 Vistas

Compartir Artículo:

Sistemas humidificadores industriales para cuidado y ahorro

Existen mecanismos que por el solo hecho de funcionar, son capaces de salvaguardar los procesos industriales más complicados, y al mismo tiempo, generar ahorros importantes de dinero y energía. Los sistemas de nebulización o humidificación, además tienen la función de mejorar las condiciones laborales, por más extenuantes que estas sean.

La gestión de temperaturas que puede otorgar un humidificador industrial, se moldea a múltiples aplicaciones en cualquier sector. Tomemos como ejemplo al sector alimentario que abarca desde el almacenado de insumos, hasta la conservación de producto final.

Para empezar, la humidificación de frutas, verduras, pescados, carnes y quesos es fundamental para conservar su frescura. Muchos de estos alimentos al estar compuestos en su mayor parte por agua, es fácil que adquieran una rápida deshidratación por las condiciones indeseables en el ambiente, propiciando evaporaciones por la diferenciación de temperaturas entre el alimento y el medio. En ese sentido, lo que hace un nebulizador industrial, es mantener el valor de humedad constante, para poder contrarrestar eficientemente una eventual deshidratación en los alimentos.

Lo mismo va para el producto de mar, ya que pescados y mariscos están hechos con 70% agua. Así que las cámaras frigoríficas deben estar al punto, con sus buenos sistemas de humificación o nebulización. Asimismo, una ventaja de estos mecanismos, es el control de olores que pudieran ser desagradables para trabajadores y comensales, sobre todo los que se hallen en habitaciones adyacentes.

Ya sea con sistemas de alta presión o ultrasónicos, el humidificador industrial dentro del rubro alimentario proporciona muchas ventajas, como evitar la deshidratación, pérdida de peso del producto, mantenimiento de colores brillantes y alta frescura, temperatura confortable para el personal, favorecimiento de maduración frutal y vegetal, aumento de ventas por calidad de producto, ahorro energético, entre otros.

Mucha caída del producto se da dentro de la industria del vino, precisamente por el desbalance debido a la evaporación entre los materiales que así existen. La madera, al ser un material altamente higroscópico, cambia su morfología ante la fluctuación de humedad en el ambiente. Es fundamental mantener el mismo lo más balanceado posible, a través de humidificación y desecación.

Si se percibe una sequedad importante en bodegas de vinos o cualquier otra bebida almacenada en madera, se corre el riesgo de que esta se seque y se abra en sus juntas, comprometiendo todo el producto. El humidificador industrial es el encargado de regular la humedad de manera natural, evitando pérdidas económicas e incluso, maximizando las ganancias, todo con un óptimo ahorro energético.

Sistemas de humidificación/nebulización industrial

En general, los sistemas de humidificación/nebulización industrial, siempre serán requeridos en sectores y áreas que precisen constante aporte de humedad, controlando la misma para salvaguardar los procesos de fabricación y almacenamiento.

También es una cuestión de rendimiento y productividad laboral, debido a los altos índices de estrés térmico que suele hacer sufrir a trabajadores. La inversión en humidificadores industriales se verá amortizada en varias vertientes, empezando por el ahorro energético, ya que dichos sistemas representan un ahorro en comparación con otro tipo de climatización; la amortización también será visible cuando la productividad laboral se incremente; el regreso de la inversión se verá, cuando todos los procesos de producción y almacenamiento, generen los rendimientos de calidad esperados e incluso, superando expectativas.

Por ello, es importante que los mecanismos de nebulización y humidificación industriales, sean adoptados por sectores empresariales esenciales para la economía, como papeleras, curtidurías, textiles, tabacaleras, invernaderos, madereros, talleres de artes gráficas, electrónica, industria alimentaria, sector del hormigón, pintura y la misma climatización.

Las soluciones son variadas, no importa el tamaño de la industria, desde áreas pequeñas, medianas o todo un gran complejo que necesite de aplicaciones de humedad por sectores. Lo importante es que se consiga una solución en control de humedad con una precisión cercana al 100%.

Tags: ,

Artículos Relacionados

Menú